CUATRO FEMINICIDIOS EN UN MES EN CAQUETÁ  

Comunicado a la opinión pública

NOMAS

 

La oleada de feminicidios que se ha presentado en el departamento del Caquetá este año es inaceptable: cuatro de los ocho casos ocurrieron en el último mes. Andrea Tamayo y Yuri Samboní fueron asesinadas en Florencia por sus ex parejas el 18 y 30 de marzo respectivamente. Zenaida Echeverry fue asesinada por su pareja en el municipio de La Montañita el 11 de marzo y ayer, en el mismo municipio, fue asesinada Laura Natalia Calderón, una niña de solo 12 años por un desconocido con arma blanca. Laura Natalia era hija de de la presidenta de la Asociación de Mujeres de Mateguadua.

El delito de feminicidio está tipificado por la Ley 1761 del 2015 conocida como la ley “Rosa Elvira Cely” promulgada por el presidente Juan Manuel Santos y cuyas penas van hasta los 41 años de prisión. Sin embargo, la Fiscalía reveló que en los últimos diez años se han abierto 34.571 procesos relacionados con feminicidio y solo se han condenado 3.658; lo que significa una impunidad del 90%. Las organizaciones de mujeres y feministas hemos reiterado nuestra preocupación sobre cómo la impunidad y la falta de acciones concretas con respecto a los feminicidios transmite el mensaje de que en Colombia se puede matar a las mujeres.

Desde la Liga Internacional de Mujeres por la Paz y la Libertad (LIMPAL COLOMBIA) exigimos acciones urgentes de las autoridades competentes para que desarrollen las investigaciones que den con los responsables de estos feminicidios.Exigimos a las autoridades regionales y nacionales que tomen acciones contundentes en pro de salvaguardar la vida de todas las mujeres del departamento y con el objetivo de erradicar todas las formas de violencias contra ellas. Hacemos un llamado al Estado colombiano para que continúe con el compromiso de luchar para garantizar el goce efectivo de los derechos de las mujeres, sin discriminación ni revictimización alguna.

Nos duelen cada una de las mujeres asesinadas y nos rehusamos a pensar que tengamos que vivir en una sociedad con miedo a ser violadas, golpeadas, discriminadas o asesinadas. En LIMPAL Colombia, como una organización feminista, pacifista que lucha por la defensa de los derechos de las mujeres, nos preocupa esta falta de garantías para la vida de las mujeres y seguiremos trabajando para construir una sociedad libre de violencias contra las mujeres,donde seamos dueñas de nuestros cuerpos y mentes y donde podamos disfrutar de una ciudadanía plena.

¡Ni una menos, vivas nos queremos!

 

Headertransparent                WSW-Website-Header-April